VALENCIA PARQUE CENTRAL FINALIZA LA DEMOLICIÓN DE LAS NAVES DE MACOSA

FOTO01

  • En total, se han retirado aproximadamente 33.000 m2 de placas de fibrocemento a vertederos controlados
  • Se han procesado 22.000 m3 de escombros que serán reciclados para nuevos usos
  • De todo el conjunto, la nave de máquinas va a ser conservada como muestra de la arquitectura industrial valenciana

Valencia, 28 de diciembre de 2009.- La Sociedad Valencia Parque Central ha finalizado las obras de demolición de las naves industriales de la antigua fábrica ferroviaria de Macosa. Las obras, que  se iniciaron en el mes de agosto, han consistido en la demolición del conjunto de naves industriales en desuso, a excepción de la nave de máquinas que va a ser conservada como muestra de la arquitectura industrial valenciana.

Los trabajos de demolición se han acometido en varias fases. En primer lugar, se llevó a cabo la limpieza del solar y el desmontaje de cubiertas de placas de fibrocemento, y equipos de extinción de incendios. En una segunda fase se acometió la demolición de los edificios mediante maquinaria especial de demolición en altura equipada con demoledor hidráulico. En determinadas zonas ha sido necesaria la ejecución de demoliciones manuales para asegurar la estabilidad y seguridad de los edificios colindantes o de los muros perimetrales,  como es el caso de los edificios colindantes con la calle de San Vicente. Por último, se han se han realizado los trabajos de limpieza, nivelación y protección del solar resultante.

FOTO02aLas demoliciones se han llevado a cabo con criterios de sostenibilidad. Los distintos tipos de materiales provenientes de las demoliciones han sido separados y llevados, en unos casos a vertederos controlados y autorizados como los 33.000 m2 de placas de fibrocemento retirados. En otros casos, como el hierro y el acero obtenidos, serán reciclados así como los escombros de hormigón y ladrillo, que han sido triturados para producir material de construcción.  En total se han procesado 22.000 m3 de escombros de las demoliciones. 

Las naves derribadas están situadas entre las calles de San Vicente, Almudaina,  Fernández de Mesa y las vías del tren y están formadas por dos conjuntos separados por la fábrica de Harinas Belenguer. En total, un conjunto de 23 naves que ocupaban una parcela de 55.723 m2, con una superficie construida de 44.885 m2 de naves de producción, almacenes, edificios de oficinas, depósitos elevados y otras estructuras dedicadas en su día a la fabricación de material ferroviario.

El Ayuntamiento de Valencia, la sociedad Valencia Parque Central y Parque Central Agente Urbanizador SL, como propietario de las parcelas de Macosa, firmaron un convenio en octubre de 2008 para la cesión del suelo de las naves en desuso a la sociedad Valencia Parque Central con el objetivo de facilitar las obras del Canal de Acceso, así como para agilizar el saneamiento del área antes de su urbanización integral. La demolición de dos de las naves del conjunto se adelantó al resto y fue ejecutada por Adif con el fin de habilitar las vías provisionales del tren de Alta Velocidad a partir de 2010.